SEGUIR

B I O

传记

 

Es pura devoción por la naturaleza y viaja por todo el mundo despertando corazones con sus cantos y también con sus silencios. A través de la música devocional o bhakti yoga, junto con otras disciplinas, transmite su mensaje más allá de la esfera mental y emocional llegando a espacios realmente profundos. 

Su nacimiento a 900 metros de altitud en una comunidad yogui lo acercó a la conexión con la divinidad desde muy pequeño. De padre swami y de madre profesora de yoga, la infancia de Ravi Ramoneda estuvo ligada a la música y al crecimiento espiritual. De la mano de sus padres asistió a sus primeros conciertos y ceremonias Bhakti, y Kirtan Yoga, hecho que despertó su interés por la percusión y la guitarra. Ya de adolescente, descubrió el digeridoo, instrumento aborigen de Australia que, con el tiempo, acabaría utilizando como instrumento de meditación y sanación. Inmerso en este proceso, entró en contacto con el canto de armónicos y con el poder curativo de la voz.

En el año 2005, con el propósito de encontrar su camino, viaje por primera vez a India, donde se inicia espiritualmente con sus maestros Sri Kalki Bhagavan u Sri Padmavati Amma, quienes sellan en su corazón la semilla de de la devoción o Bhakti y la certeza de que la música es uno de los grandes regalos de la vida y el principal vehículo para transmitir su experiencia de hacerla crecer compartiéndola en sus conciertos.

 

 

"Dejando ir el lenguaje de la mente y abriendo el lenguaje del corazón nos encontramos en un estado de comunicación pura entre artista y espectador, entre humanos y naturaleza, entre este mundo y el gran misterio. La música es uno de estos grandes vehículos"

NAMASTÉ